Ciudad

Rubinstein, candidato de la UCR, pidió que el oficialismo porteño “juegue limpio”

La lista conformada por miembros de la UCR de la ciudad de Buenos Aires le apuntó al larretismo por el adelantamiento de la campaña en vía pública.

Las internas en Juntos por el Cambio se suceden sin solución de continuidad. Cuando parece que se cierra una, se abre otra y no hay manual de convivencia que parezca frenarlo.

En lo que parece ser la continuidad de la crítica que le hizo Facundo Manes al PRO y el uso de los fondos de la ciudad de Buenos Aires en la campaña bonaerense, ahora otro sector de la UCR que apoya al neuroespecialista, pero que definió disputar la interna en CABA con una lista propia, también salió a criticar la campaña publicitaria del larretismo.

Mediante una publicación en redes sociales, el ex secretario de Salud de la gestión Cambiemos y líder de la lista radical Avanza Buenos Aires, Adolfo Rubinstein, que compite en las PASO contra María Eugenia Vidal y Ricardo López Murphy, criticó la campaña que lanzó la lista que apoya el oficialismo porteño.

“Si es lado a lado, que sea siempre del lado de la ley. La ciudad ya está empapelada con afiches y la campaña arranca el 8 de agosto. Respetemos las reglas y juguemos limpio”, lanzó en la red social el candidato a diputado.

En el entorno de Rubinstein aseguran que la intención no es pelear con Vidal pero sí dejan en claro que quieren el respeto a las reglas. “Todos sabemos que la campaña empieza el 8 de agosto y de repente nos amanecemos con la ciudad empapelada con la imagen de Vidal”, se quejan en el radicalismo donde también milita el actor Luis Brandoni.

Según la modificación del cronograma electoral que se votó en el Congreso de la Nación y que publicó la Cámara Nacional Electoral, la campaña audiovisual para las primarias que se realizarán el próximo 12 de septiembre tiene un plazo de desarrollo de 35 días, por lo que la fecha estipulada para que comiencen es el próximo domingo 8 de agosto.

A nadie se le escapa que la crítica de Rubinstein llega en un momento en donde el radicalismo está buscando tener un rol de mayor preponderancia dentro de la coalición de Juntos por el Cambio y en el entorno del candidato no niegan esa intención. Sin embargo, buscan mostrarse más conciliadores y adelantan el discurso de “el enemigo no es Vidal, es el kirchnerismo”.

Pero, aunque todos le quieren ganar a -en este caso- Leandro Santoro, primero hay que imponerse en las PASO y también buscar ese lugar. “Las PASO son para que elija la gente y esto no es una crítica a María Eugenia. Ahora, el problema es que si no se puede marcar que lo que están haciendo no está bien, no se puede decir nada”.

“Las reglas son claras, sabemos que es una competencia desigual y que somos David contra Goliat, pero si vamos a competir que sea con reglas claras y que las respetemos, la campaña para todos empieza el 8 de agosto y no antes”, repiten desde la UCR.

Días atrás, Rubinstein había dicho en una radio porteña que el lanzamiento de Adelante Ciudad “se trata de una suerte de radicalismo 2.0 que está surgiendo en todo el país y tuvo epicentro en la provincia de Buenos Aires, que cuenta con (Facundo) Manes”. Y agregó: “Es un radicalismo con ambiciones y que busca liderar JxC, no tiene nada que ver con una interna”.

Esta última línea también explica en una parte la publicación del ex funcionario nacional, ya que hoy buena parte del radicalismo siente que llegó el momento de poner límites y marcarle la cancha a los referentes del PRO. “En la UCR hay un clima de que es el momento de avanzar. Lo tiene Manes, lo tiene Alfredo Cornejo y también lo tiene Rubinstein”, aseguran.