Ciudad

Legisladores porteños se cruzaron en redes por la nueva restricción de circulación nocturna

Desde el oficialismo porteño critican la decisión del Gobierno nacional para combatir la pandemia de coronavirus, mientras que el bloque del Frente de Todos los califica de “irresponsables”.

Mientras se espera el decreto presidencial que establece una serie de medidas para limitar la circulación por la noche e intentar bajar la cantidad de contagios de coronavirus, en la Ciudad de Buenos Aires no pretenden implementar restricciones. Esta diferencia se vio reflejada en un cruce entre legisladores en las redes sociales.

El legislador de Vamos Juntos Hernán Reyes consideró, según consignó Parlamentario, que “el toque de queda se va a llevar puesta la poca autoridad que le queda a Alberto Fernández. Si hay alguien con dos dedos de frente en el Gobierno, tienen que evitar esa pésima decisión”. Además, advirtió que “el grado de prohibición es directamente proporcional a la incapacidad que tengas, material e intelectual de administrar la complejidad”.

A esta crítica se sumó la legisladora Lucía Romano de Vamos Juntos, quien insistió en que “las restricciones de las libertades no pueden ser la única respuesta a la crisis sanitaria”. La oficialista María Luisa González Estevarena indicó que “los que autorizaron velorio masivo y marchas multitudinarias ¡¿ahora quieren imponer un toque de queda a los pocos que con gran esfuerzo siguen emprendiendo y apostando por el país?! ¡Hartan! Más testeos, protocolos y controles… ¡¡Dejen trabajar!!”.

Por su parte, Leandro Halperín de UCR-Evolución afirmó: “Otra vez el Gobierno llega tarde y con miedo; falto de ideas para prevenir y con los malos resultados por sus desaciertos, lo único que se les ocurre es prohibir. Renunciaron a la ejemplaridad, perdieron la confianza, y ahora buscan crear responsables de su propio fracaso”.

Sobre la medida en particular indicó: “´Los jóvenes están en peligro’ y ‘los jóvenes nos ponen en peligro’… nuestra historia está llena de estos argumentos para promover iniciativas, que siempre provocaron más autoritarismo y violencia institucional, y que nunca lograron el objetivo buscado”.

La legisladora del FIT-PTS Myriam Bregman señaló que “las restricciones a la circulación nocturna se toman a pocas semanas de la discusión del presupuesto 2021, cuando el Gobierno afirmó que habría ‘una salida de la crisis del coronavirus’” y aseveró que “con ese argumento quitaron el IFE y recortaron el gasto en salud un 9% en términos reales”.

La contracara de estas críticas fueron las declaraciones de los legisladores del Frente de Todos. Claudia Neira (FdT) advirtió que “mientras Juntos por el Cambio saca comunicados surrealistas denunciando ‘restricciones a las libertades’, en CABA – calladitos- arrancaron con controles fuertes de la Policía de la Ciudad. Eso sí, empezaron por los colectivos y por los barrios más pobres”.

“¿Se acuerdan cuando CABA era el único lugar donde te metían en un hotel a esperar el resultado del test de covid? Bueno, ahora es el único lugar donde empezaron a restringir la circulación sin que haya aún una normativa. Larreta debería hacer lo que dice o decir lo que hace”, cuestionó.

Lorena Pokoik (FdT) también expresó que “los países más desarrollados comenzaron su tercer y algunos el cuarto confinamiento total por Covid, pero acá tenemos una oposición irresponsable que se opone a no circular de noche” y concluyó señalando que “la última: Larreta propone cerrar bares y espacios públicos a la noche, pero mantener la circulación”.