Politica

Larreta bajó línea en Lanús, y busca aplacar los ruidos internos

El jefe de Gobierno de la Ciudad quiere evitar los errores no forzados y reunió a la tropa en el conurbano sur.

El jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, se concentra en un sólo objetivo: la campaña, a los dos lados de la Avenida General Paz.

El alcalde jugó fuerte en el cierre de listas y logró imponer a dos candidatos de su máxima confianza. De salir bien la jugada, Larreta quedará posicionado como el principal referente de la oposición hacia la Casa Rosada en 2023.

El jefe de Gobierno ha mostrado siempre un perfil de gestor y ha intentado estar lejos de las polémicas. Por eso, luego de un arranque duro y con cruces fuertes tras el cierre de las listas, Larreta baja línea para que la interna no se salga de carriles “normales”.

Ayer en Lanús, reunió a candidatos, funcionarios porteños e intendentes para hablar de la campaña. Frente a Néstor Grindetti, que coordina los esfuerzos electorales en territorio bonaerense, Rodríguez Larreta pidió “dejar todo” para aprovechar la “oportunidad histórica” que se presenta.

“Al día siguiente tenemos que estar juntos otra vez para enfrentar al kirchnerismo en noviembre”, sostuvo Larreta.

A su turno, Grindetti, en su rol de jefe de campaña, llamó a competir con respeto, “sin contestar ataques” y “con propuestas”. En tono más político, el Santilli buscó garantizarse el apoyo de intendentes y posibles candidatos (como el ex ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo) con una promesa a futuro. “El candidato a gobernador en 2023 va a ser el que mejor esté en ese momento”, dijo.

Ayer, quedó también definido el rol de Santiago López Medrano, referente de San Martín. El exministro de la gestión de María Eugenia Vidal quedó a cargo del segmento de Inclusión Social en la campaña bonaerense.

Queda claro que hay muchas figuras del PRO que en el 2023 buscarán competir por el sillón de Dardo Rocha.  

Las preocupaciones de Rodríguez Larreta no se limitan únicamente a la provincia de Buenos Aires. En la Ciudad también buscan bajar tensiones, sobretodo luego de que la lista de radicales, encabezadas por Adolfo Rubinstein reclamaran “juego limpio” con la cartelería en la vía pública.

Si bien celebran el cierre con Ricardo López Murphy, y creen que eso podría restarle votos a la propuesta de Javier Milei, el exministro de Economía viene reclamando un debate público con Vidal, algo a lo que todavía no está definido si la exgobernadora accederá. Por ahora, (fuera de la disputa Carrió-Manes) los principales coletazos se encuentran en otras provincias como Córdoba y Santa Fe y Larreta trabajará para minimizar y achicar cualquier posibilidad de error no forzado.