Sociedad

Cuarta audiencia del juicio por la muerte de Pérez Volpin: “No había chances de sobrevida”

Así lo expresó uno de los cardiólogos al prestar declaración testimonial esta mañana sobre la muerte de la periodista el 6 de febrero de 2018.

Hoy a las 9.30 comenzó la cuarta audiencia del juicio por la muerte de la periodista y legisladora porteña Débora Pérez Volpin cuando se realizó una endoscopía en la clínica La Trinidad. En esta audiencia declaró uno de los cardiólogos que asistió a Pérez Volpin, Diego Cabrera Argaña, quien aseguró que «la sensación cuando ingresé es que ya estaba muerta y que no había chances».

«Por mi experiencia, cuando entré hacía ya un par de minutos que la paciente ya estaba muerta», resaltó el especialista, quien indicó que, no obstante, procedieron a realizar las maniobras de reanimación, que en su caso consistieron en «comprimir y administrar adrenalina». También indicó que no supo que se trataba de la periodista en primer momento por «la deformación» de su cuerpo y de su rostro, que no le permitieron reconocerla. «Era un cuadro catastrófico», ilustró Cabrera Argaña en su testimonial.

El cardiólogo debió contestar las preguntas de la querella y de la defensa de la anestesista Nélida Puente, acusada de «homicidio culposo» por la muerte de la periodista, del mismo modo que el endoscopista Diego Bialolenkier. Cabrera Argaña relató que cuando ingresó y al comenzar a actuar había preguntado «la causa del paro y el momento en el que se produjo» y que los dos profesionales a cargo del procedimiento le habían dicho «que no sabían».

También, dijo que cuando él se sumó la anestesista se encontraba intentando «intubar» a la paciente «pero no era posible», y que luego le había colocado «la máscara laríngea pero no se pudo ventilar con eso».